INTRODUCCIÓN A LA MINERALOGÍA

 

3 Geoquímica

3.3.3.3 Ambiente Sedimentario


Cuando los minerales ígneos y metamórficos se ponen en contacto con la atmósfera y la hidrosfera, las condiciones físicas y químicas que les rodean son muy diferentes a las que tuvieron durante su formación, por ello deben adaptarse a las mismas, experimentando cambios químicos y mineralógicos, que permitan el establecimiento de un nuevo equilibrio.

Los procesos que se dan en los ambientes sedimentarios son de dos tipos, físicos y químicos. La combinación de ambos tipos de procesos provoca la meteorización de las rocas y los posteriores procesos de erosión, transporte, sedimentación y consolidación (diagénesis). Los procesos físicos se encuentran controlados por la temperatura y otros factores climáticos, así como actividades biológicas que existen en la zona de meteorización. Los procesos químicos vienen dados por la presencia de agentes tales como el aire, el agua y otras sustancias que provocan reacciones de oxidación, disolución, hidrólisis, carbonataciones, etc.

Como consecuencia de lo anterior se producen una serie de materiales y que, en función de su origen y características, se clasifican del modo siguiente:

A - RESISTATOS: Son los minerales que, como su nombre indica, resisten los fenómenos de meteorización o alteración, pero que han quedado libres de la roca madre al haberse alterado y desaparecido los demás componentes. Se consideran resistatos los minerales siguientes: Cuarzo, casiterita, magnetita, ilmenita, rutilo, zircón, monacita, etc.

En realidad, todos estos materiales pueden estar afectados por fenómenos de alteración ya que, incluso la sílice es algo soluble en agua:

SiO2 + 2H2O -------> Si(OH)4

Aunque este procesos es muy lento y el ácido silícico es muy insoluble en agua (0.0002 mol/l).

La ortosa está considerada por algunos autores como un resistato, encontrándose en numerosas arenas y areniscas, pero se sabe que también se altera cuando está en ambientes húmedos y pasa a caolinita.

B - HIDROLISATOS: Se forman por la acción del agua o de disoluciones acuosas (hidrólisis) sobre aluminosilicatos. Como consecuencia de la hidrólisis de feldespatos, se forman arcillas (si el clima es húmedo) o bauxitas (si el clima es tropical). La hidrólisis de piroxenos, anfiboles o micas da lugar a la formación de cloritas.

C - OXIDATOS: Ciertos cationes metálicos, como el Fe(II) y el Mn(II), que se encuentran en soluciones acuosas, se oxidan fácilmente a Fe(III) y a Mn(IV), los cuales precipitan en forma de óxidos (anhidros o hidratados), arrastrando incluso a otros elementos. De esta manera se han formado grandes depósitos de óxidos de Fe y Mn.

D - CARBONATOS: Cuando determinados cationes (Ca, Mg, Sr, Ba, Pb, Cu, Zn,...) se encuentran en disolución acuosa y la concentración de iones carbonato se hace suficiente, se produce la precipitación de una serie de carbonatos metálicos cuyo producto de solubilidad es bajo. Algunos de tales carbonatos son: Calcita, dolomita, magnesita y, en menor cuantía, estroncianita, witherita, cerusita, malaquita, azurita, smithsonita, etc. En muchos casos el aporte de carbonatos corre a cargo de seres vivos.

E - EVAPORATOS: La formación de los minerales anteriores da lugar a disoluciones residuales en las que una serie de iones forman sales cuando se produce la evaporación total o parcial del agua. Los iones mencionados son, en su mayor parte, alcalinos y alcalino-térreos que junto con determinados aniones (cloruros, sulfatos, nitratos, boratos, etc.) dan lugar a minerales tales como: Halita, silvinita, carnalita, polihalita, glauberita, yeso, anhidrita, thenardita, mirabilita, epsomita, hexahidrita, nitro, bórax, kernita, etc.

F - REDUZATOS: Algunos autores incluyen aquí una serie de materiales en cuya formación han intervenido los seres vivos y que han aparecido en condiciones reductoras. Los más importantes son los carbones y el petróleo. Junto a estos materiales pueden aparecer sulfuros de hierro.

Existen varias clasificaciones de rocas sedimentarias pues se pueden tomar varios criterios.

  1. Atendiendo al TAMAÑO DE GRANO se puede hablar de:
  2. Considerando la COMPOSICIÓN las rocas sedimentarias pueden ser:

 


[Anterior]    [Siguiente]